Usted está aquí

De la Banca Electronica a la Banca Multicanal

De la Banca Electrónica a la Banca Multicanal

 

La banca electrónica la conforma una extensa gama de productos y servicios, que crece cada día vía canales electrónicos como serían: la banca por internet, banca telefónica, banca móvil, cajeros automáticos, puntos de venta. Todo ello permite acceso a su banco las 24 horas del día los 365 días del año y sin importar donde se encuentre y podrá realizar pagos, retiros, depósitos, transferencias, consultas y mucho más.

 

Una de las principales ventajas de la banca electrónica es que le permite hacer sus operaciones comerciales de forma rápida sin tener que acudir a una oficina bancaria y sin el manejo de efectivo.

 

La banca electrónica es segura por lo tanto confiemos en ella, además siempre vas a recibir notificaciones de las operaciones que realizas y tienes la oportunidad de manera permanente de verificar tus saldos y transacciones. Siempre te recomendamos seguir las normas usuales de seguridad, ser prudente, actuar con sentido común y en caso de un problema dirigirte a tu banco.

 

Todos los canales electrónicos son importantes, en el caso de la banca móvil y la banca por internet la alta penetración en nuestro país le da un enorme potencial.

 

Con el avance de las tecnologías de información y comunicación (las llamadas TIC) en las últimas décadas, ya no puede concebirse el negocio bancario sin la utilización de medios electrónicos para sus operaciones. El impacto sobre los servicios que presta este sector ciertamente ha sido dramático, hasta el punto que los sistemas electrónicos han superado el movimiento físico de dinero y documentos, según lo conocía la banca tradicional, que usaba formas, planillas, entre otros. Esto a su vez, ha significado la reducción de la carga de trabajo del personal administrativo, debido a que se procesa una gran cantidad de transacciones con unidades de hardward de alta capacidad.

 

Con la era de la economía del conocimiento, han sido muchos los cambios estructurales del sector bancario, el cual ha cobrado una nueva dimensión, abarcando nuevas estrategias de competencia. La formación de ventajas competitivas basadas en la creación de valor, con el uso de nuevos canales transaccionales puestos a disposición de sus clientes, sin dejar a un lado sus políticas de cobertura del riesgo.

 

En este contexto de profunda transformación, el uso generalizado de las TIC ha significado una revisión del negocio en sí mismo, que ahora utiliza nuevos canales de producción y comercialización. Cabe distinguir pues, entre la banca on-line (por Internet), dedicada a operar con productos y servicios transaccionales a través de la Web, la banca virtual como un tipo específico de banca on – line, en la que las entidades financieras únicamente operan a través de Internet y la banca electrónica, como concepto que las abarca a todas, ya que integra a la operación de la gama de servicios financieros bajo cualquier tecnología disponible, siempre y cuando ésta tenga una base digital. 

 

La banca electrónica supone pues un concepto más amplio, que abarca cualquier medio por el cual los usuarios acceden a los servicios prestados por el banco, tales como cajeros automáticos, terminales de puntos de ventas, líneas telefónicas digitales, hasta los más avanzados canales utilizados, tales como las PC, tabletas y/o teléfonos inteligentes.

Ahora bien, las ventajas no se han limitado al ahorro de costos en la prestación de un servicio para el sector, pues la aparición de estos nuevos canales transaccionales ha generado una gran cantidad de iniciativas, que han servido de alternativa a los modelos tradiciones de negocio, especialmente para pequeñas y medianas empresas. El impulso que le ha dado la banca multicanal al e-business (negocios por internet), para facilitar la compraventa de productos y servicios es un perfecto ejemplo de esta situación.  El pago de recibos y domiciliaciones, ha disminuido los costos de cobranza para las empresas y a su vez, se ha traducido en ahorro de tiempo para los clientes, que desde cualquier lugar pueden realizar sus transacciones.

 

Estas son pues, las ventajas y las razones por las cuales las entidades financieras han optado mayoritariamente por modelos multicanal, es decir, modelos mixtos que se ubican entre lo que es la banca tradicional y la banca electrónica.

 

La  Banca Electrónica

 

Existe una clara relación entre un mayor uso de la banca electrónica y la necesaria disminución del uso de cheques y manejo de efectivo. Agrego a estas reflexiones la importancia de incrementar la domiciliación bancaria, recordemos que se trata de poder pagar servicios públicos, educación, suscripciones, entre otras de manera automática.

 

La banca electrónica supone pues un concepto más amplio, que abarca cualquier medio por el cual los usuarios acceden a los servicios prestados por el banco, tales como cajeros automáticos, terminales de puntos de ventas, líneas telefónicas digitales, hasta los más avanzados canales utilizados, tales como las PC, tabletas y/o teléfonos inteligentes.

 

Ahora bien, las ventajas no se han limitado al ahorro de costos en la prestación de un servicio para el sector, pues la aparición de estos nuevos canales transaccionales ha generado una gran cantidad de iniciativas, que han servido de alternativa a los modelos tradiciones de negocio, especialmente para pequeñas y medianas empresas.

En Gaceta Oficial N° 41.239 de fecha 19 de septiembre de 2017, fue publicado el Decreto de estímulo a la banca electrónica con la disminución de la alícuota del IVA, el descuento por el pago electrónico inferior o igual a Bs. 2 millones de bolívares será de un 3% y mayor a 2 millones de bs será de un 5%.

 

Nuevas formas de manejar su dinero

 

Temas como la domiciliación de pagos, banca electrónica, bancarización, dinero plástico y menor uso del cheque, están cambiando para bien, la forma de realizar operaciones bancarias. El mundo de las transacciones bancarias se dirige, en un viaje sin retorno, hacia la digitalización casi absoluta. Sabemos que el dinero en efectivo no desaparecerá por completo, al menos en el futuro inmediato, pero es un hecho que billetes y monedas reducen su importancia como medio de pago. El cheque es otro instrumento en extinción en muchos países. Con el efectivo, existe en adición un problema de seguridad por lo que es conveniente retirar lo indispensable y con los cuidados del caso.

 

Lo cierto, es que debemos cada vez más, usar menos efectivo. Más allá, hoy día, con la banca electrónica y con las tarjetas, la necesidad de ir a un banco es cada vez menor. En la medida en que avancemos en el uso de nuevos instrumentos y se sustituye el cheque y la visita a agencias bancarias, nuestras transacciones financieras, serán más rápidas, seguras y mejorará la calidad del servicio. En otros mercados internacionales, el cheque cada vez se utiliza menos y acudir a una agencia bancaria sólo se hace en caso necesario, es decir, cuando voy a realizar alguna transacción que requiere la visita.

 

twitter: @josegrasso

jgrasso@consultoresicg.com

www.consultoresicg.com